Tostadas de salmón

Tostadas de salmón. Y ¡Qué bien vienen! son una de las recetas más sencillas y recurrentes del mundo. Resulta que tuve una visita inesperada en casa, y se extendió más de lo previsto, por lo que fui a la cocina a preparar algo para picar, pero sin meterme en la cocina de lleno. Un poco de pan que siempre suelo tener del día o en el congelador para tostadas, y lo que tenía a mano en el frigorífico.

¿El resultado? Nunca falla. Tengas lo que tengas en la nevera, las tostas son de lo más agradecido del mundo, y lo poco que tengas entre la nevera y la despensa servirá para preparar algo rico y rápido en un momento. Así, todas tus visitas se irán con buen sabor de boca y quedarás como una perfecta anfitriona.

Pero ojo! que no todo va a ser para tus invitados. Se pueden convertir en tu cena perfecta o en un desayuno/brunch estupendo para el fin de semana y variar sin muchas complicaciones. De hecho, creo que podría alimentarme desde por la mañana a la noche a base de tostas: dulces saladas… les podría de todo para todas horas!

¿Quieres saber qué llevan estas improvisadas?

Ingredientes

  • Tostas de pan
  • Queso crema (o queso fresco untado)
  • Pepino
  • Salmón ahumado
  • Huevo duro
  • Alcaparras
  • Semillas de cáñamo
  • Aceite de oliva virgen

 

Comments are closed.