Helado de Kinder bueno

Llega el buen tiempo, y con él, los helados tan esperados durante todo el año. Hoy traemos una receta de helado casero, pero muy especial. Una combinación increíble de helado, con Kinder Bueno, una de mis chocolatinas preferidas. Lo mejor que tiene este helado es que lo puedes hacer muy fácilmente en casa, sin ningún aparato o maquinaria especial, listo para disfrutar en pocas horas, y con cachitos crujientes de Kinder Bueno en cada cucharada. Este helado es tan sencillo de preparar, que a partir de ahora no te va a faltar helado en casa.

Ingredientes

  • 200 ml de nata para montar muy fría
  • 150 g de leche condensada
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 5 chocolatinas Kinder bueno

Directions

  1. El primer paso es verter la nata muy fría en un bol amplio, con la cucharada de extracto de vainilla.
  2. Con ayuda de una batidora de varillas montamos la nata hasta que esté firme.
  3. Una vez bien montada la nata, picamos 4 de las chocolatinas en trozos pequeñitos, y  lo añadimos a la nata, junto  con la leche condensada y lo mezclamos con ayuda de una espátula, con movimientos envolventes para evitar que se baje la nata.
  4. Una vez lista, preparamos un táper rectangular, o un molde para bizcocho como en mi caso, y volcamos toda la mezcla que hemos preparado.
  5. Alisamos la superficie, y ponemos el Kinder bueno que nos ha sobrado para decorar el helado, y congelamos durante 6 horas.
  6. Antes de servir, dejar atemperar unos minutos el helado, para hacer bolas más fácilmente.

Comments are closed.